• Reflexiones

    Mi gato y su bulimia.

    Mi gato Serpentín tiene diez años y tiene un poquito de barriga, mis amigos dicen que está gordo, mis compañeros de trabajo que es fat, yo digo que tiene curvas, como yo, pero él se empeña en que está obeso, no ve la realidad. A ver, si soy realmente objetiva, está un pelín pasado de kilos, pero nada del otro mundo, lo normal vamos, ¿quién es perfecto en esta existencia de locos? (si la perfección la vemos desde el prisma social de la belleza física actual, que tanto daño hace, por cierto) que me presenten al primero, por favor. El tema es que ama y odia comer, todo a la vez. Creo…